jueves, 24 de julio de 2014

Doce criterios para orientar el diálogo y la reflexión sobre la Teología India



Los pueblos originarios como aportantes desde la pluralidad de culturas a "las semillas del verbo".

CELAM

Previo al V Simposio de Teología India del CELAM (San Cristóbal de las Casas, México)
---------------------
CRITERIOS PARA CONTINUAR LA REFLEXIÓN

SOBRE LA TEOLOGÍA INDIA

Del 14 al 17 de octubre de 2014, tendrá lugar en mi diócesis, San Cristóbal de Las Casas, el V Simposio de Teología India, con el tema “Revelación de Dios y Pueblos Originarios”. Se trata de un paso más en el camino de diálogo entre pastores y especialistas de la Teología India, en el camino de profundización de los contenidos doctrinales de la misma, para avanzar en su clarificación a la luz de la Palabra de Dios y del Magisterio de la Iglesia.

Después de una ardua reflexión sobre estos muchos años de camino, he querido poner por escrito algunos “criterios” básicos que, a mi parecer, se habrían de tener en cuenta, para poder proseguir con frutos en este camino de reflexión y profundización. Los ha revisado la Congregación para la Doctrina de la Fe, los ha precisado y completado, y me ha pedido que los difunda.

1. “La teología es la reflexión científica sobre la revelación divina que la Iglesia acepta como verdad salvadora universal por medio de la fe” (COMISION TEOLOGICA INTERNACIONAL, La Teología hoy, perspectivas, principios y criterios, n. 5). La inmensidad de la revelación es captada por el hombre en diferentes formas que dan lugar a múltiples teologías, todas al servicio de la única verdad de Dios. Hay una diversificación de estilos teológicos por la influencia externa de las otras ciencias y de otras circunstancias culturales. Como resultado, hoy coexisten distintas formas de pensamiento en los campos centrales de la teología católica. Hay, respecto a la práctica de la teología, una multiplicidad cada vez más creciente de temas, lugares, instituciones, intenciones, contextos e intereses, y una nueva apreciación de la pluralidad y variedad de culturas. En este variado contexto de la teología católica actual, la Teología India encuentra también su lugar, método, sujeto y objeto específico. Los pueblos indígenas no piensan en base a raciocinios especulativos, sino que su modo cultural es más simbólico, mítico, figurativo, concreto y contemplativo. Su interés fundamental es coadyuvar a una vida más digna y plena de los pueblos originarios y no tanto elaborar tratados.

2. La inspiración original de la Teología India no puede ser otra que la revelación, presente en la Sagrada Escritura y en la Tradición, interpretada con autoridad por el Magisterio eclesiástico. Y desde esta plataforma esencial, va a la búsqueda de las “Semillas del Verbo” posiblemente presentes en los mitos, ritos, símbolos, sueños y tradiciones de los pueblos originarios, que no son simples cuentos, leyendas o fábulas, sino que son acercamientos a realidades trascendentales.

3. El fundamento irrenunciable de nuestra fe católica es que hay un solo Dios creador, Padre y Señor del cosmos y de la humanidad. Hay un único Redentor de todos, Jesucristo, el Hijo eterno del Padre, quien dio la vida por nosotros, para que tengamos vida en abundancia. Hay un Espíritu Santo, que actúa de muchos modos, visibles e invisibles, en la historia de la humanidad y en el cosmos. Creemos que la revelación definitiva del plan salvífico de Dios se nos ha manifestado en Jesucristo, quien sigue vivo y actuante en los pueblos. En la Iglesia Católica subsisten todos los medios de salvación que Jesús dejó para la vida de los pueblos, “si bien fuera de su estructura se encuentran muchos elementos de santidad y verdad” (LG 8).

4. El canon de los libros revelados, del Antiguo y del Nuevo Testamento, ya ha sido fijado por el Magisterio de la Iglesia y no hay más libros que tengan el mismo valor de revelación normativa divina para la Iglesia. Muchos elementos contenidos en los libros sagrados de los pueblos indígenas podrían ser considerados como preparación al Evangelio. Labor de la Teología India es descubrir qué elementos de las culturas indígenas corresponden a esta categoría.

5. El descubrir las “Semillas del Verbo” en estas culturas, sirve para ayudar a estos pueblos a alcanzar la plenitud de la revelación en Jesucristo, único camino de vida. Por su lado, los pueblos indígenas nos pueden ayudar a tener una percepción más vivencial de la verdad divina revelada en Cristo.

6. Jesucristo es el Logos en su totalidad, el único Salvador, cuya presencia se puede descubrir en muchos elementos de las culturas de los pueblos indígenas, del modo que sólo Dios conoce, pues “cuanto hay de bueno y verdadero entre ellos, la Iglesia lo juzga como una preparación al Evangelio y otorgado por quien ilumina a todos los hombres para que al fin tengan la vida” (LG 16). Dios ha estado presente en América desde antes de la evangelización; pero esta presencia de Dios está mezclada con elementos humanos de imperfección y de pecado, como en todas las culturas. Nuestro servicio teológico y pastoral implica reconocer, valorar y difundir la sabiduría de estos pueblos, así como también elevar, purificar, llevar a su desarrollo y madurez lo que Dios sembró en ellos, siempre guiados por la Palabra de Dios.

7. Para hacer Teología India católica, así como es necesario guiarnos por la Sagrada Escritura, la Tradición y el Magisterio de la Iglesia, también es necesario escuchar a los mismos indígenas y a los agentes de pastoral que conviven con ellos, para que expliquen a los no indígenas el por qué y el cómo de sus mitos y ritos, y así tener información confiable, antes de emitir un juicio. Un mito no puede ser propuesto a priori como “Semilla del Verbo”, sino después de un discernimiento.

8. Aunque si por su naturaleza la Teología India parece esencialmente práctica, no debe mezclarse con la pastoral de los pueblos originarios, que es competencia irrenunciable de los obispos, y que tiene sus propios objetivos y su propia metodología.

9. Podría suceder que en la interpretación de campo se encuentren ritos que se asemejen por su forma y/o contenido a los ya en uso en la Iglesia Católica. Antes de poderlos emplear en la liturgia, es necesario observar los pasos que establece la autoridad eclesiástica al respecto.

10. Es necesario mantener el proceso de discernimiento de la Teología India. Los diálogos teológicos deben avanzar en la clarificación de temas centrales de nuestra fe y su expresión en las culturas originarias, como son la Revelación, los nombres de Dios, la Creación, la Soteriología, etc., con apoyo del CELAM y la Congregación para la Doctrina de la Fe.

11.Conviene que quienes impulsan la Teología India elaboren, conforme a sus propios métodos, investigaciones sobre cómo el camino salvador de Dios se ha manifestado y está presente en las diferentes expresiones culturales de los pueblos originarios, guiados siempre por las Sagradas Escrituras y el Magisterio de la Iglesia.

12. Estos criterios son orientativos, y no cierran el camino de un diálogo teológico amplio, plural, para el mutuo enriquecimiento. La investigación teológica necesita una “adecuada libertad” para avanzar en el conocimiento de Dios y en su proyecto de salvación, con sus diversas manifestaciones en las culturas de los pueblos.

Si deseamos continuar con la reflexión, dando verdaderos pasos adelante, sin estancarnos y sin regresar a los mismos temas que quedan siempre sin la debida aclaración, es indispensable tomar muy en serio estos criterios que he descrito antes.

Sólo así la Teología India podrá encontrar su propio lugar en el concierto de las teologías católicas y podrá contribuir concretamente tanto a la Iglesia universal como a los pueblos originarios, a quienes desea acompañar y cuya sabiduría desea poner de manifiesto a la humanidad.

+ Felipe Arizmendi Esquivel
Obispo de San Cristóbal de Las Casas, México
Responsable de la Dimensión de Pastoral de la Cultura en la CEM

Coordinador del V Simposio de Teología India

miércoles, 9 de julio de 2014

Nuevo cuadro económico de la Santa Sede



Ciudad del Vaticano, 9 julio 2014 (VIS).-

Esta mañana en la Oficina de Prensa de la Santa Sede ha tenido lugar una conferencia de prensa para presentar el nuevo cuadro económico de la Santa Sede. Han intervenido el cardenal George Pell, Prefecto de la Secretaría de Economía, Joseph F.X. Zahra y Jean-Baptiste de Franssu, respectivamente vice-coordinador y miembro de dicho Consejo y Ernst von Freyberg, presidente del Consejo de Superintendencia del Instituto para las Obras de Religión (IOR)

El cardenal George Pell ha anunciado nuevas e importantes iniciativas para mejorar la gestión económica y administrativa de la Santa Sede y del Estado de la Ciudad del Vaticano. Estos cambios, puestos en marcha por la nueva Secretaría de Economía son fruto de un un análisis detallado de las conclusiones y recomendaciones de la Pontificia Comisión Referente de Estudio y de Guía para la Organización de la Estructura Económico-Administrativa de la Santa Sede (Co?ea) y se consideran esenciales para hacer frente a los riesgos y debilidades individuados y, al mismo tiempo, para crear en futuro una nueva plataforma para la mejora de la gestión económica. Todos los cambios han sido apoyados en las recientes reuniones del Consejo de la Economía (5 de julio) y del Consejo de Cardenales (1-4 de julio) y cuentan con la aprobación del Santo Padre.

Los cambios atañen al APSA (Administración del Patrimonio de la Sede Apostólica), al Fondo de Pensiones, a los medios de comunicación del Vaticano y al Instituto para las Obras de Religión (IOR)

El Prefecto de la Secretaría de Economía manifestó su satisfacción porque el Santo Padre haya aprobado estas importantes iniciativas. Además, tanto el cardenal Pell como el Consejo de Economía están agradecidos por el apoyo y la contribución constantes del Papa.

"Los retos son numerosos y el trabajo por hacer mucho -ha observado el cardenal- La Cosea ha recomendado que se afronten con urgencia varias cuestiones, entre ellas la transferencia de la Sección Ordinaria del APSA, el Fondo de Pensiones, los medios de comunicación del Vaticano y el IOR. El Santo Padre ha expresado claramente que estos cambios deben producirse con rapidez ".

El purpurado ha anunciado también la creación de una pequeña Oficina de Gestión de Proyectos (Project Management Office, PMO), dirigida por Danny Casey, ex ''business manager'' de la arquidiócesis de Sydney, para implementar y presentar algunos de los cambios propuestos, a partir de la transferencia de la Sección Ordinaria del APSA a la Secretaría de Economía La PMO responderá directamente al Prefecto de la Secretaría de Economía.

En septiembre de 2014, la Secretaría de Economía comenzará a preparar el presupuesto para el año 2015. El objetivo es que todos los dicasterios y las administraciones redacten un presupuesto al que atenerse durante todo el año. El gasto (en la estructura acordada) será responsabilidad de cada dicasterio y administración. El gasto será comparado con el presupuesto en curso durante el 2015 y todo exceso eventual de gasto será responsabilidad del dicasterio o de la administración en cuestión.

"Tenemos muchas ganas de seguir adelante con este trabajo en los próximos meses'', ha concluido el cardenal Pell.

Ofrecemos ahora un extracto de los cambios en los diversos sectores, empezando por la Administración del Patrimonio de la Sede Apostólica (APSA)

La Sección Ordinaria del APSA se transfiere a la Secretaría de Economía. Es un paso importante para que la Secretaría de Economía ejerza sus responsabilidades de control económico y vigilancia de los organismos de la Santa Sede, incluidas las políticas y procedimientos de adquisición y la distribución adecuada de los recursos humanos como se define en el Motu Proprio ''Fidelis dispensator et Prudens''. El resto del personal del APSA centrará sus actividades exclusivamente en el papel de Tesorería de la Santa Sede y del Estado de la Ciudad del Vaticano. Una importante tarea inicial será la de continuar estableciendo estrechas relaciones con los principales bancos centrales, según lo recomendado por MONEYVAL, para seguir garantizando la liquidez y la estabilidad financiera de la Santa Sede. Todos los institutos soberanos tendrán una cuenta en el APSA que tendrá funciones de tesorería para dichos institutos.

Por cuanto respecta al Fondo de Pensiones, el Consejo de Economía ha nombrado un comité técnico para estudiar la situación de dicho fondo y formular propuestas al Consejo de Economía dentro del año en curso. El Consejo ha reconocido que las pensiones actuales y de la próxima generación están aseguradas, pero el fondo debe garantizar que haya suficiente disponibilidad para las generaciones futuras en un mundo en evolución continua. Muchos países occidentales han debido enfrentar desafíos del sistema de pensiones en los últimos años. Se prevé que los nuevos estatutos estén listos para el final de 2014 con el fin de adaptar la organización del Fondo de Pensiones a la nueva estructura económico-administrativa de la Santa Sede.

El comité técnico estará encabezado por el Secretario prelado del Consejo, monseñor Brian Ferme. Cuatro expertos laicos contribuirán con su experiencia profesional y sus competencias Kotanko Bernhard (Austria), Andrea Lesca (Italia), Antoine de Salins (Francia) y Nino Savelli (Italia). Además, habrá representantes del Consejo de Economía, de la Secretaría de Estado y del Fondo de Pensiones.

Otro apartado es el de los medios de comunicación del Vaticano y hoy se ha anunciado el nombramiento de un comité para proponer una reforma de los mismos. El comité emitirá un informe y un plan de reforma en los próximos 12 meses, después de haber examinado la relación de la Co?ea. Los objetivos son adecuar los medios de comunicación de la Santa Sede a las nuevas tendencias del sector, mejorar la coordinación y lograr de manera progresiva y significativa considerables ahorros financieros. Teniendo en cuenta los resultados positivos de iniciativas recientes, como la PopeApp y la cuenta de Twitter del Santo Padre, se fortalecerán los canales digitales para asegurar que los mensajes del Papa estén al alcance de los fieles de todo el mundo, especialmente de los jóvenes.

Los miembros del comité se han seleccionado entre el personal del Vaticano y expertos internacionales de alto nivel. Han sido nombrados por su competencia en la comunicación, lo que refleja la universalidad de la Iglesia Católica. Los expertos internacionales son Lord Christopher Patten (Reino Unido, que será el presidente del comité), Gregory Erlandson (EE.UU.), Daniela Frank (Alemania), el padre Eric Salobir OP (Francia), Leticia Soberón (España, México) y George Yeo (Singapur) . El personal del Vaticano está formado por : monseñor Paul Tighe (Secretario del Pontificio Consejo para las Comunicaciones Sociales, que será el secretario de la comisión), James Ghisani (Radio Vaticano), monseñor Carlo Maria Polvani (Secretaría de Estado), monseñor Lucio Adrián Ruiz (Servicio Internet de la Santa Sede) y Giovanni Maria Vian (L'Osservatore Romano).

Por cuanto se refiere al Instituto para las Obras de Religión (IOR), después de la confirmación de la misión de IOR por el Santo Padre el 7 de abril 2014 y bajo la guía de la Secretaría de Economía y del Consejo de Economía, el IOR anunció el plan para la siguiente fase de desarrollo.

El Consejo de Cardenales del Santo Padre (C9), la Secretaría de Economía, la Comisión de Vigilancia de los Cardenales y el actual Consejo de Superintendencia del IOR han decidido conjuntamente que dicho plan debe ser realizado por un nuevo grupo dirigente liderado por Jean -Baptiste de Franssu. De Franssu asumirá el cargo de nuevo presidente del IOR el 9 de julio de 2014. Ernst von Freyberg ha aceptado cumplir un período de transición para garantizar un adecuado traspaso de poderes.

Jean-Baptiste de Franssu ha afirmado: ''Es un honor haber sido llamado a poner en marcha los cambios que hoy son necesarios para transformar ulteriormente el IOR en un proveedor especializado de servicios para la Iglesia."

Durante los próximos tres años, se revisarán los estatutos del IOR y las actividades se reestructurarán siguiendo tres prioridades estratégicas: Fortalecer los negocios (business) del IOR; desplazar gradualmente la gestión del patrimonio a una nueva y central ''Vatican Asset Management'' (Gestión de Activos del Vaticano, VAM) con el fin de superar la duplicación de esfuerzos en este campo entre las instituciones vaticanas; concentrar las actividades del IOR sobre las asesoría financiera y sobre los servicios de pago para el clero, las congregaciones, las diócesis y los empleados laicos del Vaticano.

El IOR se encuentra en una fase de transición tranquila. La primera fase de las reformas, impulsadas por Ernst von Freyberg, ha concluido. Se han registrado excelentes avances gracias a la adhesión a las normas internacionales; la transparencia así conseguida es evidente en el segundo informe anual que ha sido completamente revisado por Deloitte. Se ha puesto en marcha un nuevo sistema de lucha contra el lavado de dinero y se sigue haciendo todo lo posible para conformarse a la normativa vigente. El Departamento de Compliance (Cumplimiento) Interno, con la asistencia de Promontory, ha examinado detenidamente 18.000 clientes. El liderazgo de Von Freyberg ha preparado el terreno para el inicio de la siguiente fase guiada por el presidente electo Jean-Baptiste de Franssu que se dedicará a tiempo completo a su nueva tarea. Debido a otros compromisos, el presidente von Freyberg no puede dedicarse a tiempo completo al IOR.

En las diversas instituciones financieras que responden a la Secretaría de Economía se ha seguido un patrón general de experta cooperación entre clero y laicos. La naturaleza exacta de esta cooperación en el gobierno del IOR está aún por determinar. Los cinco miembros de la Comisión de Cardenales continuarán participando y se les unirá el cardenal Josip Bozanic de Zagreb, Croacia. Estos miembros son: los cardenales Santos Abril y Castelló (arcipreste de la basílica papal de Santa María la Mayor), Thomas Christopher Collins (arzobispo de Torontom Canadá), Pietro Parolin (Secretario de Estado), Christoph Schönborn (arzobispo de Viena, Austria) y Jean-Louis Tauran (Presidente del Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso).

Se nombrarán seis nuevos miembros laicos para el Consejo del IOR, entre los cuales Jean-Baptiste de Franssu (Francia, con el cargo de presidente), Clemens Boersig (Alemania), Mary Ann Glendon (EE.UU.) y Sir Michael Hintze (UK) .


Monseñor Alfred Xuereb, secretario general de la Secretaría de Economía, será secretario sin derecho a voto del Consejo de la IOR. Monseñor Battista Ricca sigue siendo el Prelado del IOR.

lunes, 7 de julio de 2014

Misa con víctimas de abusos sexuales

 Homilía del Papa Francisco 

 7 julio, 2014 by Ecclesia


La imagen de Pedro viendo salir a Jesús de esa sesión de terrible e interrogatorio, de Pedro que se cruza la mirada con Jesús y llora. Me viene hoy al corazón en la mirada de ustedes, de tantos hombres y mujeres, niños y niñas, siento la mirada de Jesús y pido la gracia de su orar. La gracia de que la Iglesia llore y repare por sus hijos e hijas que han traicionado su misión, que han abusado de personas inocentes. Y hoy estoy agradecido a ustedes por haber venido hasta aquí.

Desde hace tiempo siento en el corazón el profundo dolor, sufrimiento, tanto tiempo oculto, tanto tiempo disimulado con una complicidad que no, no tiene explicación, hasta que alguien sintió que Jesús miraba, y otro lo mismo y otro lo mismo… y se animaron a sostener esa mirada.

Y esos pocos que comenzaron a llorar nos contagiaron la consciencia de este crimen y grave pecado.

Esta es mi angustia y el dolor por el hecho de que algunos sacerdotes y obispos hayan violado la inocencia de menores y su propia vocación sacerdotal al abusar sexualmente de ellos. Es algo más que actos reprobables. Es como un culto sacrílego porque esos chicos y esas chicas le fueron confiados al carisma sacerdotal para llevarlos a Dios, y ellos los sacrificaron al ídolo de su concupiscencia. Profanan la imagen misma de Dios a cuya imagen hemos sido creados.

La infancia, sabemos todos es un tesoro. El corazón joven, tan abierto de esperanza contempla los misterios del amor de Dios y se muestra dispuesto de una forma única a ser alimentado en la fe.

Hoy el corazón de la Iglesia mira los ojos de Jesús en esos niños y niñas y quiere llorar. Pide la gracia de llorar ante los execrables actos de abuso perpetrados contra menores. Actos que han dejado cicatrices para toda la vida.

Sé que esas heridas son fuente de profunda y a menudo implacable angustia emocional y espiritual. Incluso de desesperación. Muchos de los que han sufrido esta experiencia han buscado paliativos por el camino de la adicción. Otros han experimentado trastornos en las relaciones con padres, cónyuges e hijos. El sufrimiento de las familias ha sido especialmente grave ya que el daño provocado por el abuso, afecta a estas relaciones vitales de la familia.

Algunos han sufrido incluso la terrible tragedia del suicido de un ser querido. Las muertes de estos hijos tan amados de Dios pesan en el corazón y en la conciencia mía y de toda la Iglesia. Para estas familias ofrezco mis sentimientos de amor y de dolor. Jesús torturado e interrogado con la pasión del odio es llevado a otro lugar, y mira. Mira a uno de los suyos, el que lo negó, y lo hace llorar. Pedimos esa gracia junto a la de la reparación.

Los pecados de abuso sexual contra menores por parte del clero tienen un efecto virulento en la fe y en la esperanza en Dios. Algunos se han aferrado a la fe mientras que en otros la traición y el abandono han erosionado su fe en Dios.
La presencia de ustedes, aquí, habla del milagro de la esperanza que prevalece contra la más profunda oscuridad. Sin duda es un signo de la misericordia de Dios el que hoy tengamos esta oportunidad de encontrarnos, adorar a Dios, mirarnos a los ojos y buscar la gracia de la reconciliación
Ante Dios y su pueblo expreso mi dolor por los pecados y crímenes graves de abusos sexuales cometidos por el clero contra ustedes y humildemente pido perdón.
También les pido perdón por los pecados de omisión por partes de lideres de la Iglesia que no han respondido adecuadamente a las denuncias de abuso presentadas por familiares y por aquellos que fueron víctimas del abuso, esto lleva todavía a un sufrimiento adicional a quienes habían sido abusados y puso en peligro a otros menores que estaban en situación de riesgo.

Por otro lado la valentía que ustedes y otros han mostrado al exponer la verdad fue un servicio de amor al habernos traído luz sobre una terrible oscuridad en la vida de la Iglesia.
No hay lugar en el ministerio de la Iglesia para aquellos que cometen estos abusos, y me comprometo a no tolerar el daño infligido a un menor por parte de nadie, independientemente de su estado clerical. Todos los obispos deben ejercer sus oficios de pastores con sumo cuidado para salvaguardar la protección de menores y rendirán cuentas de esta responsabilidad.

Para todos nosotros tiene vigencia el consejo que Jesús da a los que dan escándalos: la piedra de molino y el mar (cf. Mat 18,6).

Por otra parte vamos a seguir vigilantes en la preparación para el sacerdocio. Cuento con los miembros de la Pontificia Comisión para la Protección de Menores, todos los menores, sean de la religión que sean, son retoños que Dios mira con amor.

Pido esta ayuda para que me ayuden a asegurar de que disponemos de las mejores políticas y procedimientos en la Iglesia Universal para la protección de menores y para la capacitación de personal de la Iglesia en la implementación de dichas políticas y procedimientos.
Hemos de hacer todo lo que sea posible para asegurar que tales pecados no vuelva a ocurrir en la Iglesia.

Hermanos y hermanas, siendo todos miembros de la Familia de Dios, estamos llamados a entrar en la dinámica de la misericordia. El Señor Jesús nuestro salvador es el ejemplo supremo el inocente que tomó nuestros pecados en la Cruz, reconciliarnos es la esencia misma de nuestra identidad común como seguidores de Jesucristo. Volviéndonos a El, acompañados de nuestra Madre Santísima a los Pies de la Cruz buscamos la gracia de la reconciliación con todo el Pueblo de Dios. La suave intercesión de nuestra Señora de la Tierna Misericordia es una fuente inagotable de ayuda en nuestro viaje de sanación.

Ustedes y todos aquellos que sufrieron abusos por parte del clero son amados por Dios. Rezo para que los restos de la oscuridad que les tocó sean sanados por el abrazo del Niño Jesús, y que al daño hecho a ustedes le suceda una fe y alegría restaurada.

Agradezco este encuentro. Y por favor, recen por mi para que los ojos de mi corazón siempre vean claramente el camino del amor misericordioso, y que Dios me conceda la valentía de seguir ese camino por el bien de los menores. Jesús sale de un juicio injusto, de un interrogatorio cruel y mira a los ojos de Pedro, y Pedro llora.

Nosotros pedimos que nos mire, que nos dejemos mirar, que lloremos, y que nos dé la gracia de la vergüenza para que como Pedro, cuarenta días después podamos responderle: “Vos sabés que te amamos” y escuchar su voz “Volvé por tu camino y apacentá a mis ovejas” y añado “y no permitas que ningún lobo se meta en el rebaño”.